La iniciativa impulsada por el Ministerio de Minería permitirá a empresas mineras adquirir un seguro para garantizar el término de sus faenas.

Viernes 21 de junio del 2019.- Por 95 votos a favor, ocho en contra y cinco abstenciones, la Cámara de Diputados aprobó el informe de la comisión mixta del proyecto que modifica la ley de cierre de faenas. De esta manera, la iniciativa queda lista para su promulgación. 

Tras la aprobación, el ministro de Minería, Baldo Prokurica, destacó que con la aprobación de esta iniciativa las empresas que tienen boletas de garantía para asegurar el cierre de faenas mineras van a poder tener una alternativa más en el sentido de contratar un seguro que permita garantizar el cierre de faenas para el caso de que la empresa no cumpla’. 

La autoridad detalló que esta nueva regulación tiene un doble beneficio, ya que al menos 40 proyectos mineros que tienen su estudio de impacto ambiental aprobado están detenidos porque no tienen los recursos necesarios para ejecutarse. Por otra parte, esto va a permitir que empresas de mediana minería, que tienen iniciativas con boletas de garantía, puedan cambiar esto por un seguro y liberar una cantidad importante de recursos que hoy están copando su capacidad crediticia y que podrán invertir en su propia actividad.

«Aquí hemos dado un paso muy importante para generar desarrollo, empleo y más oportunidades para las familias chilenas. Y, además, destrabar los proyectos que hoy día están pendientes», añadió.

Prokurica sostuvo que en la actualidad existen más de US$3.000 millones en boletas de garantía, recursos que están paralizados y explicó que, si hoy no se toma una medida en esa línea, ese monto se podría elevar a US$8.000 millones en 2023.

El gobierno tramita un proyecto para flexibilizar las garantías que se exigen a las mineras para remediar sus pasivos ambientales.

El gobierno chileno contrató a un científico polaco, especialista en física, matemáticas y también en minas para que enseñara Química y Mineralogía en el Colegio de Coquimbo. Su nombre era Ignacio Domeyko, el mismo que después se convirtió en profesor del Instituto Nacional, rector de la Universidad de Chile y precursor de la minería en Chile. Como un sello familiar, ahora es su tataranieto, Alfonso Domeyko, quien a partir del 1 de junio está encabezando el Servicio Nacional de Geología y Minería (Sernageomin) el organismo técnico responsable de generar, mantener y difundir información de geología básica del país, de los recursos y peligros geológicos del territorio y al mismo tiempo, regular y fiscalizar que se cumplan las normas relacionadas con la seguridad, propiedad y planes de cierre de la minería. Ignacio Domeyko, dice su tataranieto, ‘fue un hombre del siglo XIX, un hombre extraordinario, de alguna manera una suerte de héroe familiar, igual que para mucha gente que está relacionada con las ciencias de la tierra. Lo ven como un propulsor, un iniciador de esta ciencia en Chile’, asegura. 

Afirma que la minería era una de sus pasiones y también fue un vulcanólogo. ‘Fue la primera persona que estudió científicamente los volcanes, la cordillera, las formaciones rocosas; estuvo en el Tupungato’. Domeyko dice que su tatarabuelo también realizó una labor más sociológica con el pueblo mapuche. ‘Él redactó un informe para el Congreso que se dice paralizó las políticas más liberales de la época, que eran de una colonización muy agresiva. Él recomendó el acercamiento pacífico con los mapuches a través de la educación. 

Es una labor poco conocida, pero que también fue importante para el país’. El miércoles pasado, la Cámara de Diputados aprobó el proyecto que perfecciona la normativa para el cierre de faenas mineras y la propuesta fue enviada a tercer trámite al Senado. Esta iniciativa flexibiliza los instrumentos financieros que pueden utilizar las empresas mineras y las obliga a pedir autorización al Sernageomin para renovar, sustituir o reemplazar estos instrumentos. ‘Esperamos que sea aprobada. Hemos trabajado en las comisiones respectivas del Senado y de la Cámara de Diputados. Se ha expuesto el problema que tenemos a nivel nacional, especialmente con la mediana minería en relación a la gran carga crediticia que le significa tener que congelar sus recursos que podrían estar destinados a la inversión en boletas de garantía para asegurar los planes de cierre’, dice Domeyko. 

¿Qué han podido conversar con las aseguradoras?

—Hemos tenido varias reuniones con la asociación de aseguradoras y ellos han manifestado su pleno interés en participar en este negocio de las pólizas de seguro para efectos del cierre de mineras. Este es un negocio de seguros que existe en otras partes del mundo, en Australia, Estados Unidos, Canadá, no es algo nuevo, que estemos inventando. En estos países tiene un cierto desarrollo que hace razonable el planteamiento que se hace con la nueva ley. Se puede tomar esa experiencia y adecuarla a nuestra realidad, eso es lo que estamos haciendo nosotros. Estamos ampliando los instrumentos necesarios para garantizar los planes de cierre.

Hoy existe un pool de instrumentos y el más utilizado son las boletas de garantía. El problema que presentan las boletas de garantía para las empresas es que significa una inmovilización de su capacidad de crédito, porque las boletas de garantía , o son con capital propio, o son con la línea de crédito de los bancos. En general, dice Domeyko, la gran minería ha logrado cumplir. La dificultad está en la mediana minería. ‘Ellos han tenido problemas de acceder a estos créditos y hoy tenemos no solo el problema de la paralización de sus líneas de crédito, sino que tenemos un problema como país del no cumplimiento del objetivo de la ley, que es mantener asegurado los planes de cierre. Ese es el foco de la ley. Es un instrumento más que debiera ayudar a las compañías mineras a cumplir los objetivos de la ley’, dice.

En seguridad, ¿qué se está haciendo con las diferencias estadísticas de accidentes y fatalidades en la minería que existen entre Suseso y Sernageomin?

—Hay algunas diferencias y es por la metodología y las normas específicas que rige a cada uno de los servicios. Lo que nos señala Suseso (Superintendencia de Seguridad Social) es que ellos -por ley- evalúan los accidentes que están dentro de las mutualidades, de personas que están con seguros. En cambio, el Sernageomin, de acuerdo con nuestra legislación, se enfoca en la totalidad de los accidentes que se generan dentro de la faena minera. Nosotros no vemos enfermedades profesionales, no vemos accidentes de trayecto. Nos remitimos únicamente a lo que se genera dentro de la faena minera, estén o no sujetos a mutualidades, sea gran minería, que cumpla con la totalidad de la normativa, o pequeña minería, que pudiera eventualmente no cumplir con alguna normativa.

¿Cómo se solucionará esta diferencia estadística?

—Estamos trabajando en una mesa que lidera la Dirección del Trabajo y en la que también participa el Ministerio de Salud, Suseso y Directemar. Buscamos crear el Observatorio Nacional de Accidentes. El objetivo es informar y capturar los registros del 100% de los accidentes que se produzcan en las diferentes industrias, que todos los accidentes estén en los registros oficiales del Estado. Partimos hace pocos meses, pero ya hemos tenido algunas capacitaciones con funcionarios de fiscalización para efecto de que la metodología de la fiscalización, investigación y clasificación del accidente tengan los mismos parámetros.

Los depósitos de relaves como una nueva fuente sustentable de ingresos.

CodelcoTech, SOLVAY Chile , Minera Valle Central y el grupo AMTC de la Universidad de Chile, desarrollan un proyecto con apoyo del Gobierno de Chile, a través de Corlo, que busca caracterizar y extraer los elementos de valor desde relaves.

EI objetivo del programa denominado “Identificación, cuantificación y extracción (bio) tecnológica de minerales/elementos de valor contenidos en depósitos de relaves” es recuperar elementos de valor desde los relaves de las compañías mineras productoras de cobre, a través del desarrollo y/o adaptación de tecnologías técnica y económicamente viables, con el compromiso de asegurar que la disposición final de los residuos generados sea estable química y físicamente.

Los avances han estado marcados por dos ámbitos. Una primera fase correspondió a los estudios necesarios para profundizar, en distintos aspectos, lo que significa la explotación (le estos elementos de valor desde un relave, como el seleccionar elementos de interés a estudiar, conocer su abundancia en los relaves de Chile, conocer las tecnologías y proveedores disponibles para su explotación y, finalmente, el estado del arte de los usos que se le podría dar al nuevo relave generado, junto con su posterior disposición con la requerida estabilidad física y química. Por otra parte, se estudió el mercado de estos elementos, como sus precios, producción y pronósticos (le demanda a nivel mundial, ya que están principalmente ligados a las industrias de alta tecnología y su crecimiento ha sido exponencial en los últimos años. Un ejemplo, es el uso del elemento químico Indio en pantallas planas táctiles, muy utilizadas en aparatos electrónicos.

Una segunda fase consistió en ir a terreno, a un tranque de relaves y comparar distintas tecnologías de sondajes, recolectando una valiosa información respecto de sus ventajas, desventajas, costos, productividades, etc. que enriquecerán los manuales públicos a desarrollar en este programa. Dentro de la segunda fase, se muestreó los tranques de relaves, previamente seleccionados y en coordinación con el consorcio JRI-ECI., para realizar sondajes más profundos y profusos en el tranque, obteniendo así las muestras de estudio. Luego de los análisis químicos y mineralógicos respectivos, se desarrollarán sendos modelos que entreguen información sobre la abundancia de los elementos de valor y su variación en el tiempo y espacio dentro del tranque.

Finalmente, con las muestras obtenidas se adaptarán y/o desarrollarán tecnologías que permitan extraer o recuperar estos elementos de valor. Aquí se espera generar innovación tecnológica que permita habilitar la explotación de estos recursos. Para el nuevo residuo generado, se evaluarán distintos usos alternativos y finalmente, y para lo que reste, se evaluará la mejor manera de depositarlo con la estabilidad química y física requerida.

 

Minera Valle Central se posicionó como una de las mayores novedades de Exponor 2019.

En Exponor 2019 estuvieron presente las principales autoridades proveedoras y empresas mineras, en búsqueda de soluciones tecnológicas y medio ambientales para el sector.

Entre ellas, destacó Minera Valle Central, la cual se posicionó como una de las mayores novedades de Exponor 2019, por su innovador modelo de negocios, mejora continua en sus procesos e interesante trabajo con sus comunidades aledañas. Hoy en día están en busca de nuevos socios para extender sus operaciones a otras regiones del país.